Home, Asia, Europe, North America, Latin America and Caribbean, Oceania, Artículos, Mapa del sito
Principal / Chile / Tú historia
Cargando el mapa ...
¡La sección Tu historia es acerca de ti! Por favor toma un minuto para contar a los visitantes del sitio de ILGA sobre lo que es en realidad la vida LGBTI. ¡Por favor envía tu historia personal y comparte tu experiencia! No hay necesidad de registrarse en el sitio electrónico, y tu historia será completamente anónima.

TÚ HISTORIA
Coloca una nueva historia en esta sección

Experiencias de los lectores

Esto es lo que la gente dice acerca de la vida para las personas LGBTI en CHILE...
Buscar por: [Más reciente] [Más popular]

Listado de comentarios 1-50

Enrique (Actualmente residente en CHILE) Publicado para transgénero Lectores y lectoras on 02/01/2013 tagged with identidad de gĂŠnero
Enlace
Primero quisiera saludar a todo el que vaya a leer esto y decir que la insistencia de mi persona por mi condición me hizo llegar a esta página, bueno no quiero decir mi nombre porque realmente no me identifico con el que tengo(maría).
Siempre supe que fui transexual, mi mamá se dio cuenta desde siempre, pero me preguntó si yo lo era cuando yo tenia 15 años luego de que ella vio un reportaje por televisión. La verdad no pretendo contar toda mi historia porque es como la de todo hombre transexual que sufre por su condición, pero no por no estar orgulloso de serlo, sino que porque en chile se vive al máximo la discriminación ya sea por cualquier cosa, pero cuando es por sexualidad es peor. quisiera decir que estoy comenzando mi transición y que sin el apoyo de mi madre no estaría vivo en este momento, nunca pensé que tendría la chance de ser feliz.
cambiando un poco el tema me gustaría decir que la atención pública en Chile está mejorando, pero siempre tiene algo en lo que falla... en fin. me gustaría agregar que deberia estar en mi segundo año de universidad ya que cumpliré 20 años este año, pero dada mi situación (condición) tendré que esperar para lograr la tan deseada operación de extirpacion de glándulas mamarias ya que mi mamá teme que me vayan a discriminar por mi apariencia y mi casi inexistente e insignificante busto (risas admitidas).
en fin muchas gracias a los que lean esto y ademas dar un mensaje de apoyo de que nadie está solo... el mundo está cambiando, muy lento, pero todo a su tiempo, es injusto tener que esperar tanto, pero al final de cuentas vale la pena.
Añadir comentario
Enlace
Algo de historia por Silvia Parada.











De a poco las transgéneras dedicadas al comercio sexual han ido internalizando medidas de cuidado frente al SIDA. Luego de años de marginación, el trabajo de algunas pioneras activistas ha dado pequeños frutos. Claro que han debido chocar con prácticas de salud escondidas de las instituciones sanitarias, violencia policial y el miedo de una sociedad que no se saca el maquillaje de la discriminación.






Luego de estar por más de una hora haciéndose reflejos en el pelo, Javiera se delinea las cejas, se echa mucho mucha base de maquillaje en la cara y sombra color rosado en los ojos. Le falta aún encresparse las pestañas y echarse rouge en los labios para estar lista para iniciar una nueva jornada laboral.



De día Javiera es peluquera; de noche, trabajadora sexual. A sus 38 años conoce el oficio y esta noche debe pasar a buscar a Carola, Lulú y Mabel, con quienes comparte esquina en el parque Forestal de Santiago. Ya es de noche y suena su teléfono. La pantalla brama el nombre de Lulú y Javiera contesta.



- ¿Cómo estás? –le pregunta Lulú.



- Bonita –responde Javiera.



LA PRIMERA NOCHE



Javiera tiene 9 hermanos, los que debieron ser criados sólo por su mamá, quien se dio cuenta ya a sus 5 años que a su hijo no le iban los camiones de juguete. Claro que la sociedad santiaguina de aquellos años era más conservadora que la que hoy debate si se accede a una píldora abortiva en los consultorios. “No se hablaba de gay y menos de transgéneras, sino que de colipatos”- recuerda.



A los 7 años decide decirle a su mamá “yo no soy hombre”. “Ya lo sabía”- le contestó ella. Siete años después decidió soltarse el cabello, claro que tuvo que irse del hogar. Su primera noche en la calle la pasó carreteando. “Me curé raja, lo pasé estupendo con todas las colas y me fui a acostar ya ni me acuerdo donde”- cuenta.



La segunda noche conoció una residencial regentada por una anciana en Estación Central, frente al Hogar de Cristo. Por mil pesos tenía pieza y un desayuno de sándwich ave mayo con café. Por años guardó todas las noches la luca de la entrada.



“Llegué vestida de cola cabro chico al cerro Santa Lucía y ahí me di cuenta que no era la única”- recuerda. Empezó a tener amistades, su traguito, su cigarro y, como muchas otras, se inició en el comercio sexual en las calles San Camilo con Santa Isabel. Claro que sus pasos no eran muy santos, menos montados sobre tacos que exhalaban deseo.



Pero había que ganarse el espacio. Las travestís más viejas corrían a las más jóvenes o se aprovechaban. “Se dan cuenta que una tira pa’ arriba y las más viejas van bajando”- reflexiona. Los clientes llegan en auto, moto, bicicleta o a pie, aunque los que más le gustan son los que jalan cocaína. “Te tratan bien y con la ‘falopa’ no se les para, no hay penetración, se dedican a la conversación, toman su copete y te van a dejar donde quieras”. Algunas noches se ha hecho hasta 200 mil pesos.



Pese al mito, el mejor horario no es la noche, sino el día. A la hora de oficina muchos ejecutivos sacian sus ocultos deseos en los moteles escondidos en el centro de Santiago. Aprovechan su hora de colación para un placer oculto: “Un cuerpo que tiene tetas y pico es nuestra exclusividad”- sostiene.



En una ocasión un cliente brasileño la puso arriba del lavamanos en motel. Fue tanta la pasión que la plataforma se rompió, eyaculando litros de agua. No halló otra que secar el pasillo con la ropa del infortunado pagándose, eso sí, antes de partir.



Dice que nunca se ha enamorado de un cliente, pero tiene uno especial que la llama cada cierto tiempo, le deposita plata en su cuenta a veces y la cuida mucho. Pero Javiera hoy está enamorada de Antonio hace 2 años.



LA SILICONA DE LA DOCTORA DOLORES



La madrina de las travestís que laboran en San Camilo fue por años la Ilusión Marina, una transformista del mítico Blue Ballet, cuya casa por años fue el Hospital Travestí de la capital. Katty Fontain, activista transexual (traveschile) cuenta que hasta los ’90 las más viejas les enseñaban a tomar hormonas para modelar su figura. Un anticonceptivo, el Etinilestradiol, tomado varias veces al día, fue la receta para las travonas pobres que no podían viajar al extranjero a operarse.



“Es una bomba hormonal. Te sientes mareada, te da hambre, empiezas a engordar, te angustias sin motivo, lloras, te cambia, la piel, no te salen tantos pelos –cuenta Katty - Cada día me veía al espejo para ver los cambios, los que tardan, aunque al final terminas siendo una bomba sexy”. “Los doctores no nos daban, pero no faltaba el químico farmacéutico que se vendía, le dábamos su platita y nos sacaba las hormonas del laboratorio”- recuerda Javiera.



Katty de día confeccionaba artesanía y de noche por un tiempo ejerció el comercio sexual. Al tiempo llegó una nueva hormona inyectable que causó furor entre los tacos altos de Santiago. ‘Una al mes’, le llamaban. Era preferible inyectarse cada 30 días a estar tomando pastillas a diario.



En 1993 unas travestís argentinas dieron el dato que había una silicona que inflaba los pechos. La frenética búsqueda del abultado producto dio con que en Calama los mineros la usaban para limpiar las máquinas. Una botella de Coca Cola llena del líquido transparente costaba unos 200 mil pesos.



Javiera a los 18 años tuvo su primera de 3 operaciones. Luego de estar tomando por meses hormonas, se puso silicona en las nalgas, caderas y pechos. Se la proporcionó Mabel, una transgénero que hoy tiene 70 años, con una jeringa raquídea usada en mujeres embarazadas.



Pero la matrona travestí que parió más chicas a media vida fue la Dolores, una anciana de Vivaceta. Allí llegó un día Katty cuando quiso ir más allá de dejarse el pelo largo, teñírselo con blondon y pintarse las uñas. “Tení buena base guacha, vay a quedar con una regia teta. Si ‘soy’ travestí de verdad, tení que aguantar, no más”- le dijo a Katty la partera.



La operación contemplaba una etapa previa a base de hormonas y el día de la operación se les pone un elástico que marca la figura del sostén. Luego la silicona se inyecta a través de una jeringa para caballos, que se pone al costado del pecho “si quieres que te queden redondas”; o un poco más debajo de la tetilla “si quieres que te cuelguen”- cuenta Katty. Todo sin anestesia.



Después de unos 15 días en casa durmiendo de tal forma que no le apretasen los pechos, Katty salió feliz a lucir su nuevo par de tetas, cuyo costo fue de 400 mil pesos. Pero al tiempo, una noche desnuda y excitada frente a un cliente, le escucha decir “que chicas las tetitas”. Volvió donde la Dolores a repetir la operación otras 4 veces.



SALAS DE ESPERA



La primera transgénero que se operó fue Marcia Alejandra, una peluquera de Calama, a mediados de los ’70. Lo hizo con el doctor Guillermo Mac Milan, de Valparaíso, quien por décadas operó a quienes pudieran pagarle sus servicios. En todos los otros aspectos de salud, las transgénero no recurrían a los servicios públicos.



“Para ir a un hospital hay que levantarse a las 7 de la mañana para sacar número y las chicas, como trabajan de noche, no están dispuestas a esa hora”- cuenta Katty. Y si es que iban, debían enfrentarse a una sala de espera repleta que los miraba asombrado cuando eran llamadas con nombres masculinos para ser atendidos.



También no había buen trato de parte del personal de salud. “Hasta mediados de los ’90 nos maltrataban. Las matronas retaban a las chicas cuando llegaban con sífilis y después del trabajo. ‘No te vamos a dar condones para que así no andes infectando’- les decían”- recuerda Katty. La ignorancia era tan grande de parte de algunos galenos, que cuando “llegaban a atenderme se ponían guantes y mascarillas”- agrega Javiera.



Aún hoy en Chile el protocolo de donación de sangre en los hospitales públicos excluye a quienes se declaran homosexuales.



A LAS 11 VEINTE



Su primera experiencia con la policía la tuvo Javiera a los 8 años. Tuvo que ir a comprar pan, y pese a que su madre le había prohibido ir disfrazada de mujer “yo la dura voy y me pinto, salgo a comprar pan igual”- recuerda. Como le gritaban cosas, ella respondía, lo que llamó la atención de unos carabineros que la tomaron presa y tuvo que pasar un fin de semana entero en una comisaría junto a los detenidos adultos. Fue su primera de varias noches en el calabozo.



Ya dedicada al comercio sexual, Katty muchas veces tuvo que subirse a los árboles arrancando de los policías. “Estabas trabajando de noche y llegaban los pacos y te decían ‘a las 11 veinte’. O sea, a esa hora debías tenerle 20 lucas. Si no las tenías te ibas presa y tenías que hacerle el favor al paco y pasar el fin de semana adentro”- cuenta.



El peor recuerdo lo tiene con los carabineros de la Segunda Comisaría de Santiago, quienes una noche amarraron su pelo largo a la parrilla de la moto, lo que no sólo le arrancó el pelo, sino que le desfiguró el rostro.



El 2002 la prensa roja contaba el caso de la Pilar, quien sería la transgénero número 23 asesinada en pocos años, cuyo cadáver fue encontrado en un canal de regadío. Por años estos crímenes quedaron impunes y aún hoy debe sufrir la persecución de nazis criollos, cuyas últimas incursiones se han producido en Viña del Mar y Valparaíso



NOS HACÍAMOS LAS LESAS



Pero ni los policías ni los nazis han diezmado tanto a la población trans de Santiago, como lo ha hecho el VIH. Desde que en 1984 se diagnosticara el primer caso de SIDA, la enfermedad se ha llevado a varios.



“Era común que se murieran de neumonía, porque como no recurrían a los servicios de salud, ni sabían que habían contraído el mal”- cuenta Hector nuñez, del Movimiento de Minorías Sexuales, “La muerte no sólo era por el VIH, sino que más por las condiciones de trabajo: de noche, con alcohol, en la calle en pleno invierno con las defensas bajas era para una pulmonía. Súmale a eso que no había acceso a medicamentos”- agrega el activista.



Poco a poco el VIH fue comiéndose las defensas de una sociedad que negaba su existencia. Si a principios de los ’90 se registraban 500 casos, el 2003 ya había 12.574 personas infectadas, de las cuales 3.860 ya habían muerto. Un año después, el cálculo decía que había 14.611 casos y otras 1.183 se sumaban a la lista de muertos. Entre 1990 y 2006 de los 5.710 muertos por SIDA, el 85% eran hombres.



“Nadie quería hablar del tema y menos sabían que se debía usar condones”- cuenta Katty quien participó de las primeras campañas de intervención en población travestí. “Yo lo escuché en la calle porque una compañera la tenía”- recuerda Javiera. Era Pepita, cuyo certificado de defunción fue por neumonía.



Ambas estiman que los ’90 fue la época de mayor contagio. “Hasta esa fecha, igual como nos poníamos silicona, cuando creíamos tener una ETS, bastaba una penicilina con benzatina para condilomas, estafilococos o gonorrea”- cuenta Javiera. A diferencia de Mahoma, las travestís no se acercaban a los hospitales y los hospitales tampoco querían saber mucho de ellas.



Así se fueron la Simay, Katy, Bárbara, Frutilla, Ambar, Amanda y un sinnúmero de amigas. Jaime Lorca, director de la ONG Asosida, recuerda que de 25 transgénero que conoció en la época murieron 17. La epidemia asoló por igual a la población gay de Santiago. En sólo 2 años murieron 16 de sus amigos.



A la falta de políticas de prevención se sumaba el estilo de vida de las trabajadoras sexuales, muchas dependientes de alcohol y drogas para poder trabajar. Hector recuerda a la Bombón, una vieja travona , quien recomendaba que había que aperrar siendo entretenida. Decía que “una puta muy sobria es una lata”.



A dicha cultura se sumaba que en Chile no hubo acceso público a los retrovirales hasta el 2003, por lo que las escasas terapias que había eran sorteadas, se encargaban remedios al extranjero o se creaban bancos de estos. También hubo precarias listas de espera en los hospitales públicos, claro que tampoco ayudaba a las transgénero. En orden de preferencia para otorgar el medicamento estaban primero las mujeres embarazadas, seguidas de los padres con hijos, los heterosexuales, los homosexuales y finalmente los travestís. “Los ’colas’ a la cola”- sentencia Katty. Hoy el 75% de los chilenos que necesitan la triterapia la reciben



EL SISTEMA NO REGALA NADA



Las primeras organizaciones de 0 positivos surgieron a mediados de los ’90. En 1991 Katty se enteró por un reportaje en televisión que había una organización trans en Santiago. Se juntaban los sábados y fue a ver. “Allí me di cuenta de que yo era la más marginal de todas. Si he pasado por todo: era maricón, me creí homosexual, después fui gay con el discurso. Luego travestí, rótulo que cambie al tiempo por transgénero y al final transexual. Hoy soy mujer”- sentencia.



“Todos los cambios que he hecho he tenido que invertir en mi. El sistema no te acepta y menos te regala la silicona. Toda la transformación uno la hace con sus propios recursos y de manera marginal”- sostiene Katty. Ahora debe hacer un proceso legal para cambiar su identidad de género cuyo costo son 1 millón de pesos. “Tengo que seguir gastando para adecuarme al sistema”- reclama.



Eso no impidió que llegara vestida de monja con taco alto a la Marcha de los Derechos Humanos de 1993, primer momento de visibilización trans en Chile. Claro que ella fue la única travestí. En 1995 fue el rostro de avanzada de las primeras campañas de prevención en población transgénero, las que aprovecharon la experiencia del sindicato de prostitutas Angela Lina, que había hecho años antes una intervención precoz con trabajadoras sexuales entre 1993 y 1995.



La primera reunión para organizarse fue en TRAVESCHILE, donde llegaron 6 travestís. Allí surgió la primera organización, TRANS, la que tuvo que quitar el maquillaje de negación de la sociedad. “Hasta 1998 existía la percepción de la imposibilidad de lograr un trabajo con la población transgénero, que era una probación muy compleja e inaccesible por lo violenta en el relato de los funcionarios públicos”- cuenta Hector.



Las primeras medidas públicas son a fines de los ’90, pese a que Conasida existía desde hace ya casi una década. El primer estudio lo realiza traveschile el 2002, el que concluye que dos tercios de los transgénero tenían entre 18 y 24 años.



NO HAY CONDONES PARA LA TELE



En el lanzamiento de una campaña de prevención centrada en el uso del condón el 2007, que ocupaba de símbolo la unión de los dedos índice y pulgar a la hora de hacer la foto no había condones, pese a que Miguel Araujo, quien realizó un estudio sobre estrategias de prevención de VIH concluyó que las más efectivas eran la promoción del condón masculino.



Los últimos datos disponibles, dan cuenta que el año 2007, Conasida entregó 1.252.624 condones en centros de salud; otros 70.600 a Gendarmería para ser dados a presos y sólo 22.136 a organizaciones de poblaciones expuestas, sean trabajadoras sexuales, transgéneros u organizaciones gays.



Pese a esto el trabajo con travestís de parte de las organizaciones sociales ha resultado efectivo. “Hoy las chicas están depiladas, si el cliente está sucio, lo mandas a lavar y si no quiere usar condón las chicas se niegan”- cuenta Javiera. “Uno aprende a detectar y reconocer las enfermedades”- agrega Katty.



“Las prostitutas son expertas en ponerle el condón a sus clientes sin que se den cuenta”- sostiene por su parte Jaime, quien considera que las campañas más efectivas de prevención de VIH son talleres y mesas de información.



Pese a que este año descendieron los aportes para prevención en un 40%, respecto del 2008, ya que la prioridad del Ejecutivo está en otorgar tratamientos, las ONG’s siguen yendo a la calle. “En el papel la política frente al SIDA de Chile se ve bastante buena, pero una política que no tiene presupuesto es inútil de implementar”- cuenta Fernando.



Los datos del 2007 dan cuenta que el Estado chileno entregaba un 87.2% de los fondos destinados a prevención, siendo dados el 13% restante por el Fondo Global de la ONU. Estos montos eran destinados en un 75% a iniciativas focalizadas de Prevención.



Pese a que no hay estudios sobre la población travestí, una investigación reciente sobre prostitutas hecho en Valparaíso, da cuenta que el 79% de las mujeres encuestadas dice usar el condón masculino regularmente en sus relaciones sexuales, el 71% de las encuestados asiste regular y mensualmente a sus controles de salud.



Hoy en Chile hoy se notifican 5 personas 0 positivas al día y el 92% de la transmisión es por vía sexual, en la cual 45% es declarada como homosexual y 13% bisexual, según datos del Ministerio de Salud.



Pese a que la implementación de la cobertura universal de tratamiento bajó la tasa de mortalidad entre el 2003 y el 2005, a partir del 2006 la tasa tuvo una leve alza pasando de 2,4 a 2,6, lo que a juicio de Hector es por “la falta de diagnostico a tiempo y la falta de notificación a muchas personas”. La tasa de SIDA en tanto, hoy se mantiene en un 3,0, registrándose un alza de 0,6 el 2007.



LAS SALIDAS A LA DISCRIMINACIÓN



Hace 5 años Katty se presentó a la cadena Mc Donald’s por un aviso que vio que decía que contratarían a poblaciones discriminadas. La empresa recibió a ciegos y minusválidos, pero cuando Katty llegó a la entrevista le dijeron que los travestís no cabían dentro de tal política.



“Cuesta salir del comercio sexual. Tienes que ahorrar en tu juventud para la vejez, cuando ya no seas atractiva para los clientes. Eso llega como a los 50 y tienes que estar asegurada. Algunas viejas tienen su negocio o su puesto de papas fritas”- añade Katty.



También hoy los espacios de prostitución se han diversificado. Es común ver avisos de ‘Scort’ o ‘TV’ (travestí) en Chat gays. “Hoy se da harto la prostitución amateur de estudiantes universitarios. Los que quedan en la calle son los más pobres y los que han tenido menos acceso a educación digital, lo que contribuye a profundizar la brecha”- sostiene Hector.



Pero un puñado de transgénero ya están dando que hablar en la sociedad chilena. Algunas entran a estudiar, otras diversifican sus pegas. Es el caso de Felipe Gonzáles, concejal por Lampa, quien pese a ser reconocido transexual, fue reelecto en su periodo. Igual intento hizo la dirigente del Sindicato de travestís Afrodita de Valparaíso, quien en las municipales pasadas, pese a no ser electa, sacó 2.097 votos.



La pelea ahora está en que se les permita cambiar de identidad y no deban cargar con un nombre masculino en su carné de identidad. “Antes cuando ibas al Registro Civil, para sacarte la foto te decían ‘usted es hombre, así que sáquese el maquillaje, los aros y tómese el pelo para la foto”- cuenta Katty. Desde hace unos años no se les exige aquello y el 2008 traveschile presentó un Proyecto de Ley de Identidad de Género en el Congreso, que se suma a otro de una Ley contra la Discriminación.



También han negociado con los profesionales de la salud el trato en los hospitales. Le han hecho talleres y hasta el momento han acordado que se los llame por ambos apellidos cuando estén en las salas de espera. Igual cosa han hecho con la policía, la que ahora sólo les pide su identificación. Desde hace más de un año que las organizaciones no reciben denuncias de discriminación por parte de carabineros.



Si bien no hay estadísticas oficiales que den cuenta de la prevalencia del SIDA en la población transgénero, los entrevistados coinciden en que por lo menos hay conciencia en el autocuidado y el uso del condón. “No queremos más y menos, sólo igualdad ante la sociedad”- recalca Javiera. En tanto, Katty continúa con el trabajo junto sus pares diciéndoles que se cuiden, porque “para nosotras la salud es belleza”.


Silvia Parada A.
Añadir comentario
Silvia Parada (Actualmente residente en CHILE) Publicado para gay lesbiana transgénero bisexual intersexual heterosexual Lectores y lectoras on 28/02/2012 tagged with ense単ando los derechos lgbt en las escuelas, identidad de gĂŠnero, derechos humanos, leyes y liderazgo
Enlace
NUESTROS DERECHOS A HACERCE VALER Y RESPETAR, A CASO NO ES UN DEBER DE NUESTROS PADRES Y DIGNATARIO REPRESENTANTES DE CUMPLIR?

AHORA DEBEMOS DE AGRADECER POR TENER LA APERTURA A DIALOGAR CON SERES HUMANOS QUE COMO JESUS LUCHO CONTRA UN SISTEMA OPRESIVO AL CUAL SUS MISMO HERMANOS POLITICOS LO ASESINARON.

AHORA ES AGRADECER QUE TE DEN CARAMELOS COMO CULTURA ANGLOSAJONA EN TRUCO O TRATO, POR ESCONDER UN POCO LA DOBLE MORAL DE LOS POLITICOS CORRUPTOS ETC ETC. NO NOS DEJEMOS ENGAÑAR HABRAN LOS OJOS Y ACUERDENCE QUE POLITICOS SOMOS TODOS PARTIDARIOS TAL VES UNO O TROS...

SI PROMOVEMOS DERECHOS QUE SEAN CON VERDADERA CIUDADANIA Y AUNTONOMIA DE VIVIR MI CUERPO Y SE EXPRESE ESTE COMO MI CONCIENCIA Y RAZON LO DESEE.

ACUERDENCE DEL UDISMO NO DA ESPACIO A LA JUVENTUD CON INICIATIVA PROPIA A CARGO PUBLICOS DEBE DE SEGUIR DICIENDO Y HACIENDO DE LOS MISMO, ACUERDENCE DE ALLAMAN Y LONGUEIRA (HOMOFOBICOS) AUN VIVE EN LA ERA ARCAICA, REPRESION A LA MUJER, PROHIBICION A LA SEXUALIDAD LIBRE Y SIN PREJUICIO, ACORDEMOSNO DEL CAPITALISMO LIBERAL "PIÑERA" SOLO EL RICO TIENE ACCESO A MANDAR AL POBRE Y ENRRIQUECERCE EL MISMO Y AL PUEBLO LO QUE LE SOBRE, SI SOBRA Y APARTE NOS ROBA CON DIPLOMACION Y LAVA DINERO IMPUNEMENTE.

LOS PARTIDOS CRISTIANOS NO BUSCAN LA REINVIDICACION DEL PUEBLO, SON LOS MISMOS FARISEOS QUE MATARON A JESUS, NECESITAMOS GENTE NUEVA, MENTE ABIERTA CON JUSTICIA Y ETICA, NO MORAL; NO SON LO MISMO, INVESTIGUEMOS PERO NO NOS QUEDEMOS CON LO ESCRITO NADA MAS ANALICEMOS QUE LO QUE "QUIERO PARA MI, MI PAR HUMANOS PIDE, PERO CON DIVERSOS MATICES Y AMBIENTES"
Añadir comentario
Silvia Parada (Actualmente residente en CHILE) Publicado para gay transgénero heterosexual Lectores y lectoras on 28/02/2012 tagged with delitos de odio y violencia, identidad de gĂŠnero, derechos humanos
Enlace
Asesinatos trans o algo de historia sobre la impunidad de la Exclusiòn
Asesinatos trans o algo de historia sobre la impunidad de la exclusión en Chile

Por TRAVESCHILE

Contenidos:
· Antecedentes Generales de la exclusión trans.
Impunidad o Muerte trans
· La violencia que sigue reproduciéndose: traveschile
exige al Presidente Sebastian Piñera

Antecedentes Generales de la exclusión trans.

La imposición heterosexual es transgredida por la existencia de sujetas transgéneras[1]. Estas existen desde el inicio de la historia, tal cual como sujetas heterosexuales, lesbianas o gays, sin embargo, el regímen de heterosexualidad, cada vez más, las ha ido relegando a un nicho permanente de exclusión, centrado en la vulneración de sus derechos, en donde el derecho a educarse en un sistema pluralista y respetuoso de la diversidad, es una principal discriminación.

Una educación como la que existe, no sólo afecta a este grupo de la población , si no también a toda la sociedad, que sigue reproduciendo diversos mecanismos de exclusión, que finalmente transformarán a sujetas trans, en uno de los grupos sociales más vulnerables, por la constante flagelación de sus derechos de humanxs.

En Chile desde el 2002 a la fecha existen alrededor de 50 casos de sujetas transgéneras asesinadas, en donde en la mayoría de los casos que son denunciados no existen castigos, ni culpables y los asesinos imputados, por lo general hombres, son liberados rápidamente por la justicia, desbordada por el estigma y discriminación de los que sujetas trans son objeto.

La mayoría de las sujetas trans abandonan tempranamente los estudios, lo que sumado al abandono familiar y a la exclusión social, las expone a diversas situaciones de riesgo en donde el consumo de drogas, es habitual.

La principal fuente laboral de las personas trans es el comercio sexual, que se impone como la única posibilidad frente a un sistema que censura su identidad, basado en prejuicios que se han establecido desde los discursos de la cultura dominante que discriminará a todo lo concebido como anormal e inferior. De esta forma los escenarios que se generan son adecuados para la invisibilización de estas personas como sujetas políticas, lo que inhibe de raíz, la concresión de sus derechos, pues lo que no se ve, no existe y lo que no existe no tiene derechos.

La identidad trans en este sentido, es una paradoja viva, en tanto su visibilidad y sus ganas de ser como desean ser, las expone a la exclusión y dicha exclusión las invisibiliza finalmente en el ámbito de los derechos humanos. Allí están, allí existen. Todas las personas saben donde encontrarlas, sin embargo, son invisibles para los derechos que pertenecen a todas las personas, porque ellas aún no son consideradas como tales.

Impunidad y Muerte trans

En la actualidad muy pocas sujetas Trangéneras Femeninas[2] en nuestro país, han podido acceder a estudios superiores. Bianca Vidal estudió leyes en la Universidad Arcis lo cual no finalizo y Claudia Rodríguez un Diplomado sobre género en la Universidad de Chile, para el cual no existía requisito de estudios de pre grado.

Estos casos hablan de discriminación positiva de las sujetas trans, puesto que en nuestro país, sorprende que estas personas accedan a estudios superiores. Cabe preguntarse, en todo caso, si estas personas, tan capaces como todxs aquellxs que no son trans, serán evaluadas al momento de postular a un trabajo, de la misma manera que una persona heterosexual o de apariencia heterosexual. La observación de la realidad, indica con claridad que no es así.

Las sujetas trans no ocupan espacios académicos, ni tienen opciones laborales diversas[3], por lo que su cuerpo rápidamente se transforma en su herramienta de trabajo, lo que normaliza su rol de trabajadora sexual, hecho que se internaliza en sus procesos de socialización entre pares. La exclusión de esta manera se transforma en un círculo que fluye en un mismo sentido.

El trabajo sexual las expone a diversos riesgos. El alcohol y las drogas para pasar la noche, capear el frío y finalmente calmar las adicciones que su consumo prolongado provoca, las sume con mayor facilidad en situaciones de violencia, que las mezclan con imágenes delictivas. Estas imágenes de violencia que hablan de su vulnerabilidad no superan, por cierto, la violencia que proviene desde aquellos que son o se dicen heterosexuales, como clientes fortuitos que las agreden y matan u otros que a través de su poder económico, se aprovechan de su vulnerabilidad y profundizan sus adicciones. En este punto es importante decir que es conocido el caso de mi amiga Amanda Jofré, una joven y conocida transgenera cuya muerte aún no es aclarada. En este caso emergió el primer inculpado por un transgenericidio, Winston Michelson, el que en la actualidad está en libertad, pese a las pruebas que lo inculpan en torno al consumo de drogas de Amanda y su falta de ayuda al momento de ocurrir la intoxicación que le costó la vida.

Finalmente y un punto aparte en este camino de muerte, es representado por los grupos neonazis que de modo habitual y estratégico, recorren los puntos en donde existen Trangéneras y las golpean y matan , tal como ha sido en el caso de Javiera este último fin de semana.

No todos los casos de muerte y violencia dirigida a sujetas trans, son denunciadas y no todas las denuncias realizadas son consideradas. El estigma y discriminación, ejerce fuerte traba a la aplicación de la justicia.

En el tramo de tiempo correspondiente a los años 2004 – 2005, las denuncias públicas dieron a conocer que dos trans fueron asesinadas. Andrea Sánchez y Bárbara Rivero fueron muertas a golpes por un cliente que pagó dos mil pesos por los servicios de la primera y pagó 500.000 pesos por su libertad bajo fianza. El caso de Bárbara se diferencia en que no hubo cliente, sólo un agresor que la golpeó de modo violento, por lo que llegó a un centro de atención que no la atendió oportunamente, lo que le costó su vida.

Patricia Fuentealba, Ximena Sotomayor y Cecilia Canto, corrieron mejor suerte. La violencia de la que fueron objeto, sólo les valió golpes que a la primera casi le hacen perder un ojo, a la segunda le costó una violación grupal y su ano atravesado por una botella, lo que de igual forma la dejó con vida. La tercera trans que se menciona, estuvo dos meses inconsciente, internada en un hospital como N.N.

En ninguno de los casos mencionados se han establecido culpabilidades. Los delincuentes escapan y no dejan huellas, pues la justicia no los encuentra.

En el tramo correspondiente a 2005-2012 Nicole tuvieron un daño neurológico irreversible, al someterse a una operación de implante de siliconas. Lo que puede sonar frívolo, para los otros casos mencionados, sólo da cuenta de una nueva cara de la vulnerabilidad trans. La salud es un espacio que las discrimina profundamente. Son variados casos de este tipo los que han causado la muerte de sujetas trans, en tanto, no pueden acceder a un sistema de salud, que les permita construir el cuerpo que algunas desean, sin riesgo. Debe entenderse que dicha construcción, por un lado, refleja el impacto de la normalización heterosexual y por otro habla de una situación que va más allá de la estética, del verse bonitas , sino, de un proceso de reconstrucción que les permita identificarse con los patrones culturales que les hacen sentido y a través de los cuales desean expresarse.

Cabe decir que las sujetas trans son un grupo vulnerable prioritario frente a la epidemia del VIH, lo que significa que son uno de los grupos con mayor prevalencia en la adquisición de la enfermedad, lo que de acuerdo a diversos estudios, promovidos y financiados por instancias como ONUSIDA, Organización Panamericana de la Salud (O.P.S), entre otras, se centra en el estigma y discriminación de la que son objeto, en tanto es esto, una variable estructural que sostiene la epidemia.

El 05 de agosto del 2006, Romané encontró la muerte en manos de neonazis que la golpearon con ladrillos hasta acabar con su vida. Otro grupo de personas había asesinado en abril a Andrés Collao, un conocido travesti de la zona de Paine. Con un bloque de cemento destruyeron su cráneo y no conforme con esto, le dieron varias estocadas en todo el cuerpo. En ambos casos no hay detenidos tambien devemos de recordar el caso de Sandy el cual hasta la fecha no se encuentan a los culpables

Michelle de Valparaíso, Eduardo y Chati de Santiago, Pamela de San Felipe fueron agredidas con golpes de puños, pies y con otros elementos contundentes que no les causaron la muerte.

Es importante repetir, que los casos que se mencionan no son todos los casos que ocurren en realidad. Muchas sujetas trans no denuncian las agresiones, pues simplemente no confían en los procedimientos policiales. Esta situación proviene de los constantes acosos y agresiones que sufren por parte de esta Institución , lo que se refleja en los casos detallados más arriba y en la aplicación indiscriminada del artículo 373 del código penal que rige sobre la moral y las buenas costumbres.

Cabe decir en este punto que posterior a la Reforma Procesal Penal, existe un tiempo de horas que las personas deben estar detenidas, para luego proceder a pasar el caso a Fiscalía. Las principales denuncias en este contexto, son referidas a que carabineros, maltratan y abusan de personas trans, liberándolas antes de ese tiempo, por lo que no queda registro de dichas detenciones ni de las posibles denuncias que frente a la agresión estas pudieran hacer, en tanto, para ellas es mejor estar libres, que iniciar engorrosos trámites legales que castiguen a quienes han sido sus victimarios y que las han detenido en muchas ocasiones sólo por su apariencia.
La violencia que sigue reproduciéndose:

El asesinado de Alejandra, una joven sujeta transgénera del sector de Puente Alto. Las características de su asesinato no distan de otras muertes trans. Violencia, golpes, grupos neonazi, oscuridad, vulnerabilidad, son elementos que se reiteran en las muertes trans, que dan cuenta de la indolencia y complicidad del gobierno con la muerte, por su ineficacia en el diseño e implementación de políticas que verdaderamente erradiquen el estigma y discriminación.

Alejandra era una chica trans, alegre, con una vida entera por delante, para vivirla como trans, expresión de género con la que ella se identificó. Un grupo de neonazis, agazapados entre las sombras la golpearon hasta causar su muerte.

Alejandra no era una chica conocida. De ella sólo existen algunas fotos familiares y el silencio y dolor que acompaña a su madre desde el momento en que se enteró de su muerte.

Ninguna chica trans es una chica famosa, por lo que sus asesinatos muchas veces pasan desapercibidos y es que nadie les da importancia.

Tomadores de decisión, ignorantes en diversos temas , no son aporte en este camino. Su desinformación y carencia del sentido de lo humano, les llevan a emitir afirmaciones que promueven el discurso del odio hacia lo trans y enuncian su total complicidad con la impunidad como ha sido el caso de Francisco de la Maza (UDI), que ha centrado sus esfuerzos en erradicar el comercio sexual de su comuna, sin reflexionar en lo que está al fondo de esta situación: la vulneración de los derechos humanos. Raúl Torrealba (R.N), alcalde de Vitacura, indicó, públicamente, en apoyo a De la maza que las sujetas trans debían ser erradicadas a la Rotonda Pérez Zujovic, pues allí serían atropelladas.

Las acciones de estos alcaldes y en especial los dichos del Torrealba, enuncian la realidad de la sujeta trans en nuestro país.

Alejandra no es la única muerte ocurrida en el 2007, a lo que se suma , por cierto, diversos casos de violencia, con y sin violación, barridas neonazis y exclusiones de distinta índole, lo que sucede, porque en Chile la vida trans no se respeta.

TRAVESCHILE seguirá adelante con los procedimientos que permitan castigar a quienes asesinaron a Alejandra, esperando que la visibilización de los casos sensibilice y más que nada capacite a todo el pueblo chileno en el ejercicio y promoción del respeto a todas las personas que no son heterosexuales, pues los derechos son de todas las personas.

TRAVESCHILE exige aL Presidente Sabastian Piñera

Agendar una reunión con la principal autoridad del país, (hemos solicitado diversas reuniones con el presidente) para abordar estrategias multisectoriales que permitan erradicar el estigma y discriminación a personas no heterosexuales en nuestro país.

Acabar con el silencio gubernamental y expresar con claridad su postura frente a la diversidad sexual y a los casos de discriminación, corrigiendo las falencias que hemos denunciado en torno a la Ley que establece medidas en contra de la discriminación y que aún se tramita en el Senado. Es decir establecer medidas de educación, prevención y una entidad responsable para desarrollar esta tarea.

Desarrollar un Trabajo entre las organizaciones de la diversidad sexual y el gobierno, en una ley efectiva contra la discriminación y la real aplicación de justicia para que los casos como el de Alejandra y Sandy no vuelvan a suceder en nuestro país y no queden impunes. Será esta una forma de construir un país participativo desde el control que efectué la sociedad civil, del diseño e implementación de las políticas no discriminatorias.

Derogación del artículo 373 del Código penal que rige sobre la moral y las buenas costumbres.

Silvia Parada A
Santiago 26 de Febrero 2012.

[1] Este documento hace referencia a las transgéneras femeninas, no se incluye en detalle a los trans masculinos, sin embargo es adecuado considerar que la discriminación de ambos grupos es significativa.
[2] Sujetxs que desde la perspectiva de género transitan de hombre a mujer. Esta no es una definición compartida y consensuada por TRAVESCHILE, se expresa para aportar a la comprensión del texto, sin embargo, se enfatiza que las expresiones trans son diversas y no caminan de modo directo a la heteronormalización, pese a que los grupos más visibles son en la actualidad lxs denominadxs como de trans femeninos y trans masculinxs (mujer a hombre). También se hablará sólo de trans femeninas, pues su feminización es un factor que aporta sustancialmente a la exclusión de la que son objeto.
Generalmente son asociadas y consignadas al trabajo de peluquería.

Silvia Parada.

TRAVESCHILE
Añadir comentario
silvia parada (Actualmente residente en CHILE) Publicado para gay transgénero bisexual heterosexual Lectores y lectoras on 13/02/2012 tagged with derechos humanos, orientaci贸n sexual +5
Enlace
HOMOSEXUALES: TRANSGENERAS, GAYS Y CABALLOS EN POBLACION PRIVADA DE LIBERTAD. SILVIA PARADA A.
AL IGUAL QUE TODOS SER HUMANO, LA POBLACION PENAL SE CARECTERIZA POR TENER NESESIDADES SEXUALES, PROPIAS DEL INSTINTO SEXUAL CIENTIFICAMENTE RECONOCIDO. EN LA POBLACION HOMOSEXUAL SE LE RECONOCE COMO ALTERNATIVO FRECUENTE Y COTIDIANO.
ESTE SISTEMA DE SATIFACCION SEXUAL ALTERNATIVO, INCLUYE EL SURGIMIENTO DE ROLES ESPECIFICOS, DRAMATICAMENTE DEFINIDOS COMO "MARICONES"(HOMOSEXUALES- GAYS) LOS QUE CONSTITUYEN UNA MINORIA Y LOS "CABALLOS" QUE CONSTITUYEN EL MAYOR NUMERO DE LOS CUALES SON UTILIZADOS SEXUALMENTE.
EL SEUDONIMO CABALLO SE LE CARACTERIZA A UN INTERNO NO HOMOSEXUAL QUE ERA OBLIGADO A CUMPLIR ROLES SEXUALES FEMENINOS DENTRO DE LA POBLACION PENAL MASCULINA EN CONTRA DE SU VOLUNTAD CON GRANDES SUFRIMIENTOS FISICOS Y CON UN GRAN COSTO PSIQUICO QUE EN ALGUNOS CASOS LOS LLEVAVA A QUITARSE LA VIDA.
LOS SUJETOS QUE PUEDEN LLEGAR A TENER QUE ASUMIR EL ROL DE CABALLOS SUSTENTAN LAS SIGUIENTES CARACTERISTICAS:
NO SON LADRONES-ladrones. SE TRATA DE PERSONAS QUE HAN ROBADO OCASIONALMENTE Y EN CONSECUENCIA NO SON CONOCIDAS EN EL HAMPA, NI FUERA NI DENTRO DE LAS UNIDADES.EN CONSECUENCIA, NADIE LOS DEFENDERA O LES PONDRA LA FIANZA NUNCA SERAN INCLUIDOS EN LOS GRUPOS DE LADRONES PROFECIONALES. SERAN CONSIDERADOS SIMPLEMENTE CABALLO O UNA PERSONA “ROTA” (ANALMENTE)
LOS LAMPIÑOS, PELADITOS, RICOS Y BONITOS Y NO LADRONES PROFECIONALES. SE LES DENOMINAN JOYAS BLANCAS.SUJETOS CON ESTAS CARACTERISTICAS SEÑALAN SER OBSERVADOS COMO “PAPITAS FRITAS” Y DEBEN DUCHARSE PREMUNIDOS DE ESTOQUES O BUSCAR UN PROTECTOR.
ESTA NOMINACION O CODIGO PARTICULARMENTE ES PERTENECIENTE AL HAMPA. LAS TRANSGENERAS DENOMINADAS POR LA POBLACION PENAL COMO (MARICONES NETOS) SON O SUELEN SER LAS MAS MARGINADAS POR LOS FUNCIONARIOS DE GENDARMERIA, AISLANDOLAS, CON EL FIN DE IMPEDIR LA UTILIZACION DE ESTOS POR PARTE DE LOS INTERNOS AUN CUANDO ESTO NO SE LOGRA EN SU TOTALIDAD. LA POBLACION PENAL RECONOCE A UNA TRANSGENERA NO SOLAMENTE POR SU FORMA DE ASUMIR SU ROL GENERICO FEMENINO ABIERTAMENTE, SI NO TAMBIEN POR BUSCAR ALGUN TIPO DE CONTACTO SEXUAL. ALGUNOS NOS DESCRIBEN COMO VERDADERAS MUJERES, MAS AUN DONDE SE NOS PERMITE UTILIZAR ROPAS Y CALZADO FEMENINO, DADA LAS VERDADERAS TRANSFORMACIONES LOGRADAS POR IMPLANTES DE SILICONA EN PECHOS Y CADERAS APARTE DE USAR CABELLOS LARGOS Y TEÑIDOS. ORIGINALMENTE, HACIA EL AÑO 1985 LAS DEPENDENCIAS ERAN EXCLUSIVAMENTE PARA TRANSGENERAS DECLARADAS O COMPAÑERAS QUE EJERCIAN COMERCIO SEXUAL DETENIDAS POR OFENZAS A LA MORAL ARTICULO 373 ESTANDO 5 DIAS EN EL CASO DE PAGAR UNA MULTA EN EL JUZGADO ERAN LIBERADAS INMEDIATAMENTE. HASTA EL AÑO 1986 LOS HOMOSEXUALES ERAMOS AISLADAS EN LA CALLE 2, DONDE SOSTENIAN UNA ECONOMIA BASICA DE SUPERVIVENCIA DESEMPEÑANDOSE COMO LAVANDERAS, TANTO COMO PARA LA POBLACION PENAL COMO EL PENCIONADO (SECCION DE MEJOR NIVEL Y PAGADO) LA CALLE 14 QUE ERA DE DETENIDOS, Y EL PERSONAL RESIDENTE EN EL EDIFICIO PARA GENDARMES.COOPERABAN EN ESTA ECONOMIA LOS GAYS, Y TRANSGENERAS DETENIDAS POR LOS 5 DIAS. ESTO DIO UN VUELCO CUANDO SE IMPLEMENTO UN PROGRAMA DE DETENCCION POR TEST DE ELIZA EL CUAL TUVO EL PRIMER CONTAGIADO POR VIH (LA BAMBY) UNA TRANSGENERA QUE TRABAJABA EN COMERCIO SEXUAL. APENAS SE DESLIZO LA INFORMACION DESPERTO UNA GRAN ANIMOSIDAD QUE AL DIA SIGUIENTE HABIA UNA GRAN CANTIDAD DE MUJERES CON PANCARTAS EXIGIENDO LA SALIDA INMEDIATA DE LA COMUNIDAD HOMOSEXUAL DE LA EX PENITECIARIA PARA ASI SALVAR A LA POBLACION PENAL DE UN SEGURO CONTAGIO. LAS TRANSGENERAS FUERON TRASLADADAS EN SU MAYORIA AL PENAL DE PUTAENDO DONDE UNA NUEVA CAMPAÑA EN SU CONTRA NO LES PERMITIO MAYOR PERMANENCIA, SIENDO ESTAS PUESTAS EN UNA DEPENDENCIA CONSTRUIDA DE EMERGENCIA, LLAMADA COLECTIVO 3(DONDE ACTUALMENTE SE ENCUENTRA LA CARCEL DE ALTA SEGURIDAD PARA PRESOS POLITICOS) EN ESTE HABIA UN SECTOR ENREJADO DONDE SE AISLO A LOS INTERNOS CONTAGIADOS CON VIH. POR ULTIMO EN EL AÑO 1990 FUIMOS CAMBIADAS A LA UNIDAD DE SAN MIGUEL CON ESTRICTAS MEDIDAS DE SEGURIDAD Y SEGREGADAS DEL RESTO DE LA POBLACION PENAL. A PARTIR DE ESE ENTONCES, LOS CABALLOS DE LA POBLACION PENAL COMUN IDEARON DECLARARSE HOMOSEXUALES Y HUIR DEL MALTRATO Y DESCONTAR (HACERSE LOS MACHOS) CON LA POBLACION TRANSGENERA. ANTE DECLARACIONES POR ESCRITO Y NO HABIENDO OTRA SOLUCION LOS FUNCIONARIOS NO TUBIERON OTRA OPCION DE ADMITIRLOS Y REPLETAR DE ALGUNA FORMA LOS 2 PISOS DESTINADOS A POBLACION TRANSGENERA Y GAYS LOS CUALES PASARON A CONSTITUIR PAREJAS Y MATRIMONIOS “SUI GENERIS" EN ESTOS PISOS HABITAN ACTUALMENTE INTERNOS PORTADORES CON VIH NO HABIENDO IMPEDIMENTO PARA SOSTENER ALGUN TIPO DE RELACION SENTIMENTAL O SEXUAL ENTRE ELLOS.
LA CARENCIA DE PROGRAMAS DE INFORMACION MASIVA PARA NUESTRA POBLACION PENAL SOBRE EL VIH(SIDA) Y EL SISTEMA POR NO DECIRLO SISTEMATICO DE BOICOT DE LA YGLESIA CATOLICA EN REFERENTE A LAS CAMPAÑAS Y USO DEL CONDON EN TODOS LOS MEDIOS ,FACILITO UNA RAPIDA PROPAGACION DEL CONTAGIO A NIVEL NACIONAL Y PARTICULARMENTE EN LOS RECINTOS PENALES. A PESAR QUE HAN PASADO LOS AÑOS ES MUY POCO LO QUE HEMOS AVANZADO LAS CARENCIAS DE PROGRAMAS DE EDUCACION,DEPORTES,O ENTRETENIMIENTO DESEMBOCA EN UNA VIOLENCIA LATENTE QUE POR UN LADO LLEVA A LAS TRANSGENERAS A CONSTANTES GUERRILLAS DE BANDAS ESTABLECIDAS POR DIFERENCIAS DE PODER Y LIDERAZGO.LAS FALENCIAS DE INFRAESTRUCTURAS,ATENCION MEDICA,REMEDIOS Y MEDICOS ESPECIALISTAS EN TODAS LAS AREAS Y UNA ALIMENTACION ADECUADA, A PRODUCIDO UN DETERIODO SIGNIFICATIVO EN LA SALUD TANTO FISICA COMO PSIQUICA EN NUESTRA POBLACION.TAMPOCO NADIE QUIERE ASUMIR EL CONSUMO DE ALGUNAS SUSTANCIAS ILICITAS LAS CUALES HACEN MAS BULNERABLES EL DIA A DIA. LAS POSIBILIDADES LABORALES PARA SOLVENTAR NESESIDADES BASICAS, TANTO EN DIVERSIDAD ALIMENTICIA COMO EN UTILES DE ASEO Y VESTUARIO NOS CONDUCE A UNA FORMA DE APATIA QUE ES DEFINITIVAMENTE INNUMODEPRESORA. PARA TERMINAR EN LO QUE RESPECTA A LOS BENEFICIOS INTRAPENITENCIARIOS DE SALIDA A MEDIO LIBRE, SE NIEGAN RADICALMENTE POR EL ESTIGMA DE SER UN PELIGRO PARA LA OTRA POBLACION PENAL. UN LOGRO IMPORTANTE FUE DAR UNA PELEA PARA PODER ACCEDER A ESTE BENEFICIO DESPUES DE 15 AÑOS Y QUE ESTO SEA UN EJEMPLO PARA LAS DEMAS COMPAÑERAS QUE NO LES QUEDA MAS QUE SOBREVIVIR HASTA CUMPLIR EL TOTAL DE LAS CONDENAS. LAS ESTRECHEZ DE NUESTROS ORIZONTES DE REJAS Y PUAS NOS HACE SENTIRNOS MAS REPRIMIDAS EN NUESTRO ESTADO CARCELARIO LO QUE DESEMBOCA EN UNA LOGICA BUSQUEDA DE CULPABLES O CHIVOS EXPIATORIOS, VICTIMAS IDEALES SON LOS FUNCIONARIOS QUE CON UN TRATO IMPERSONAL A VECES DEFERENTE NO EXTIENDEN SU PRESENCIA MAS ALLA DE LO JUSTO Y NECESARIO. TODAS ESTAS LINDEZAS NO NOS HACEN CUESTIONARNOS EL PORQUE ESTAMOS PRESAS, SINO QUE SI VALE LA PENA Y EL ESFUERZO SEGUIR VIVIENDO. EN EL CASO MIO COMO DIJO FIDEL CASTRO LA HISTORIA ME ADSOLVERA.
Añadir comentario
Germán (Actualmente residente en URUGUAY) Publicado para gay lesbiana transgénero bisexual intersexual heterosexual Lectores y lectoras Respuestas a esta historia on 01/08/2010 tagged with identidad de género +5
Enlace
Hola Camila,

Quiero que sepas que, por más que no te conoceré nunca en mi vida, y que lamentablemente no tenga una bola de cristal para entrever tu futuro, espero que en él sólo haya esperanza y felicidad. Sé que la primera cosa ya la posees, por lo que has escrito sobre tus proyectos.
Simplemente espero que las Sociedades entiendan algún día que la expresión de nuestra diversidad y nuestra naturaleza es lo que nos hará finalmente sentirnos a gusto con nosotros mismos y los demás, y lo único que nos hará por fin ser felices.
No estamos hablando de modas, etapas o caprichos... estamos hablando de sentimientos, anhelos y mucho amor al prójimo. Espero tu vida te depare muchas alegrías y el consuelo de saber que lo que haces de tu futuro te pertenece solamente a tí.
Un beso enorme desde Uruguay!
Ver todo el antecendente
Camila (Actualmente residente en CHILE) Publicado para transgénero Lectores y lectoras on 10/06/2010 +20
Enlace
Bueno, la verdad me gustaría comentar un poco mi historia, no voy a publicar mis apellidos. Me llamo Camila, tengo 16 años.. Sé que mi edad es corta, pero hace un largo periodo me dí cuenta de mi realidad. Cuando chica siempre tenía inclinación hacía las cosas masculinas, ya sea la ropa, los juguetes, las juntas que tenía eran con mis compañeros. Juagaba fútbol, a las luchas a las pistolitas.. etc. Solía vestirme de hombre y jugar en el espejo, fingiendo ser hombre. Nunca lo tome en cuenta por mi corta edad porsupuesto. Pero ya cuando fuí creciendo empezé a notar que tenía gustos por las mujeres. Me sentía atraída por ellas y lo que hacía era negarlo rotundamente. Pero estos dos últimos años acepte mi realidad. Hubo un momento e que corte mi pelo, para snetirme mejor en la aprte estética. Hasta el día de hoy lo llevo corto y no tengo problemas con eso. En el momento que acepte mi realidad me sentí bien. sentí que porfin estaba reconociendo quien realmente era. Un hombre en un cuerpo equivocado. Le dije esto a mis padres. Ambos aceptaron, pero no siento el real apoyo de ellos. Mi mamá dice que esto es una etapa. yo sé que no lo es por el pasado que comenté aquí. Creo que nunca había estado tan segura de algo, y quiero ponerle todo el empeño para cumplir mi meta.
Mi problema.. Me cuesta mucho aceptar mi cuerpo, y vivir como una mujer. He investigado el tema de las operaciones, pero me han dicho que no es posible realizar la operación debido a mi corta edad, me gustaría que me dijieran si esto es así realmente. La falo no es una ugencia para mi, simplemente porque en pocas palabras "Pasa piola". Ha sido extremadamente difícil para mi el mirarme el espejo y sentir que la persona que veo ahi, no soy yo realmente. Me he desviado, pensando en lo peor. Pero siempre tengo en mente mi objetivo. Algunas veces pienso en el futuro y sonrió porque se que será un buen futuro. Sé que habra un periodo en el que socialmente no seré aceptada, pero aceptandome a mi misma, es lo más importante. "El qué dirán" no me importa. Quería compartir esto porque lo tenía en mi pecho, y sé que para muchas personas como yo sienten que "es difícil vivir pensando en querer volar sin tener alas". (Metafóricamente"
Añadir comentario
Bookmark and Share