Home, Asia, Europe, North America, Latin America and Caribbean, Oceania, Artículos, Mapa del sito
Cargando el mapa ...

ARGENTINA

Relaciones entre varones: Legal
Castigos para las relaciones entre varones: No hay ley
Relaciones entre mujeres: Legal
Edad de consentimiento sexual: Igual para heterosexuales y homosexuales
Matrimonio y sucedáneos del matrimonio: Matrimonio reconocido en ámbito nacional
Adopción:
¿Es posible cambiar tu género en los documentos oficiales?:
Los gays o las lesbianas pueden prestar servicio en las fuerzas armadas :

Your Views

Eres una persona LGBTI? Queremos saber de ti! Ayudanos a informar a otros usuarios del sitio con tus puntos de vista sobre este país. Adjunto está un cuestionario aleatorio. Si te es relevante, entonces por favor contéstalo.

¿Has experimentado transfobia de parte de tu servicio médico?

La mayor parte de la gente que ha visitado este sitio ha dicho No.

Sí, he tenido problemas buscando un doctor (0 %) Sí, pero me fue posible encontrar otro servicio médico (50%) No. (50%)

¡La sección Tu historia es acerca de ti! Por favor toma un minuto para contar a los visitantes del sitio de ILGA sobre lo que es en realidad la vida LGBTI. ¡Por favor envía tu historia personal y comparte tu experiencia! No hay necesidad de registrarse en el sitio electrónico, y tu historia será completamente anónima.

TÚ HISTORIA
Coloca una nueva historia en esta sección

Experiencias de los lectores

Esto es lo que la gente dice acerca de la vida para las personas LGBTI en ARGENTINA...
Publicado para Lectores y lectoras on 26/02/2012
Enlace
¿Por qué es necesario un día de acción y alerta a la Lesbofobia?

“Debemos dejar de considerar el silencio como equivalente de ausencia, para más bien verlo como la presencia de una gran cantidad de obstáculos.” Secreto a voces – Comisión interamericana de derechos humanos para gay y lesbianas.



Al no pertenecer a la norma heterosexual establecida, las mujeres lesbianas somos invisibles socialmente, esto quiere decir, si no manifestamos nuestra existencia con prácticas o con palabras que hablen de nuestra identidad, seríamos consideradas heterosexuales…. Y la pregunta sería ¿cuál es la necesidad de hablar de algo tan personal como nuestra intimidad sexual? Porque así no los plantean diariamente: “Yo no ando diciendo por ahí que soy hetero”.
La razón de esta no necesidad de pronunciarse heterosexual, es porque se presupone lo somos todas y todos. A nosotras nos cuesta mucho explicitar nuestra identidad sexual, en primer lugar, porque estamos rompiendo con algo que se esperaba de nosotras. A nivel familiar, a nivel social y muchas sienten que ocasionarían daño a sus afectos, si lo hacen.
A su vez, para las que nos atrevemos a ser visibles, las sancionas morales, económicas y sociales se hacen sentir. También es grande el beneficio de la salud mental que otorga no tener que estar ocultándonos.
El primer closet del que todas las mujeres tenemos que salir como género, es dejar el espacio de lo privado para atrevernos a constituirnos activamente en actoras sociales, lo cual involucra intervenir, pensar o decidir sobre lo público, espacio que nos fue vedado en nuestra educación.
Los derechos de las lesbianas también son derechos humanos pero….
En el trabajo nos encontramos con situaciones en donde por ser visiblemente lesbianas no somos tenidas en cuenta al momento de asumir un lugar de representatividad, o sufrimos ridiculizaciones, burlas, aislamientos o acoso sexual.
Y quienes por miedo a poner en riesgo su espacio de trabajo, ocultan su identidad y sus vínculos, quedando sin asistencia ni cobertura social con las cuales otras relaciones cuentan.
Existe una discriminación social, a todo cuerpo que se anima a transgredir las normas de estética y que se reinventa, estos son denominados “cuerpos que hablan”… sobre aquello que algunas veces no se puede nombrar , lo que consideramos nuestra forma de decir, “el que quiera ver que vea”, estos son padecimientos subjetivos que erosionan la autoestima, y es difícil entrar en el mercado de trabajo sin ella.

La premisa de la heterosexualidad obligatoria característica del sistema educativo cumple la función de normativizar e invisibilizar cualquier orientación sexual alternativa se convierte en el primer acto de violencia simbólica al que estamos sometidxs .
Algunas lesbianas reciben a temprana edad tratos discriminatorios por no adaptarse a estereotipos de género por partes de su compañeros/as.
Más grave aún es la naturalización por parte de las autoridades educativas de este tipo de prácticas, y la falta de trabajo, en relación con la negación de los conflictos que la misma trae a las personas que padecen estos tratos humillantes.
Es importante destacar la posibilidad de tomar la Ley de Educación Sexual en las escuelas como espacio para la transformación de estos patrones culturales que niegan las diferencias, que invisibilizan y que discriminan, tratando de generar personas más saludables, que tengan la posibilidad de decidir sobre sus propios cuerpos y capaces de ser responsables en cuanto a la construcción de vínculos más democráticos e igualitarios.

La invisibilidad de las lesbianas en el sistema de salud por la premisa de la hetero – normatividad, deja algunas sin recibir asistencia y a otras expuestas a los prejuicios de los actores de la salud.
En los dispositivos de salud sexual y reproductiva, y en los kits de prevención no contamos con barreras de látex, que serian las recomendadas cuando se realizan prácticas sexuales orales.
Las lesbianas, que viven la maternidad como una necesidad existencial, sienten importante que el sistema de salud, contemple las prácticas de inseminación artificial.
Es el ocultamiento, la discriminación y la imposición cultural de la heterosexualidad como única opción de vida, lo que nos enferma, no nuestra orientación sexual.
Muchas de nosotras, tuvimos que salir de nuestras casas familiares a temprana edad, debido al rechazo familiar, o por la necesidad de independencia para vivir nuestras relaciones… Todo esto nos hace pensar que la realidad de las lesbianas, no es para todas iguales. Las más pobres, las que son de otra etnia, las que presentan alguna discapacidad, son las que menos oportunidades tienen.
Fruto de esta realidad vincular débil se observa en las pensiones de la ciudad , donde viven gran cantidad de lesbianas, aunque ellas no puedan decir que lo son, Y es sobre ellas, que también, se reproducen situaciones de violencia.
Observamos situaciones como estas diariamente al enteramos que a una chica otra compañera de pensión le tira agua hirviendo ante una discusión y la insulta, diciéndole “¡tortillera!”, presuponiendo su identidad sexual. Lo peor es que en esas situaciones, si la victima lo fuera se encuentra con el miedo de denunciar y dejar expuesta su realidad que teme la volvería a revictimizar.
Existen casos extremos de este tipo de violencia, donde el resultado es la muerte. Los cuales son llamados lesbicidios.
Ejemplo de estos es El lesbicidio de Natalia Gaitán, quien fuere victima de la violencia del padrastro de su novia, que la mata el 7 de marzo del 2010 en la ciudad de Córdoba, por el vínculo que esta tenía con su hijastra.
El pronunciamiento de su madre, que por primera vez en la historia, sale al espacio de lo público a reclamar justicia por la violencia patriarcal que sufrimos las lesbianas, hace que nosotras también desde acá, nos empoderemos y propongamos al estado municipal acciones para la superación de la discriminación….
Parte de estas acciones son las contempladas en la ORDENANZA MUNICIPAL - 8.746 - QUE DECLARA:
Artículo 1ro.- Establéese con carácter permanente el 7 de Marzo de cada año como “Día de lucha contra la lesbofobia”.
Art. 2do.- Encomiéndese al Departamento Ejecutivo Municipal a realizar campañas de difusión y sensibilización en todas las reparticiones municipales, tendiente a superar el criterio heteronormativo en las políticas públicas que invisibiliza y niega la existencia de otras identidades de género, considerando que refuerzan actitudes discriminatorias.
Art. 3ro.- Dispónese la realización de un mural, en lugar a definir por las áreas técnicas competentes, como parte de las actividades de concientización.

Por todo esto lxs esperamos:
7 de marzo del 2012
"Dia de acción y alerta a la lesbofobia" (Ordenanza Municipal 8746)- "En memoria al lesbicidio de Natalia Gaitan".
9 hs- Colegio de Psicologxs de Rosario- Manuel dorrego 423.

Organizan: Área de estudios de género del Colegio de Psicólogos y Las Safinas.

- Presentación del Corto "Decir lesbianas". “Producciones Las safinas”
- Panel debate "Políticas públicas para lesbianas, avances y desafíos" : Mariana Alonso-Noelia Casati- Activista Lésbica a confirmar.

18'30 Paseo de la Diversidad- Las Safinas.- actividad que cuenta con el apoyo del área de la Diversidad sexual
“Intervenciones Artísticas Teatrales "ALERTA LESBOFOBIA".
Actúan: -Las Magdalenas Rosario- Teatro de las Oprimidas – Obra foro" Pero no se ve, yo no se por que".
- Componía de Teatro Espontáneo La Manada.
Maria Eugenia Sarrias.
Las Safinas
Reflexión - Acción Lésbica
Rosario
Argentina
Web:
http://lassafinas.blogspot.com/
Añadir comentario
Publicado para Lectores y lectoras on 26/02/2012
Enlace
¿Por qué es necesario un día de acción y alerta a la Lesbofobia?

“Debemos dejar de considerar el silencio como equivalente de ausencia, para más bien verlo como la presencia de una gran cantidad de obstáculos.” Secreto a voces – Comisión interamericana de derechos humanos para gay y lesbianas.



Al no pertenecer a la norma heterosexual establecida, las mujeres lesbianas somos invisibles socialmente, esto quiere decir, si no manifestamos nuestra existencia con prácticas o con palabras que hablen de nuestra identidad, seríamos consideradas heterosexuales…. Y la pregunta sería ¿cuál es la necesidad de hablar de algo tan personal como nuestra intimidad sexual? Porque así no los plantean diariamente: “Yo no ando diciendo por ahí que soy hetero”.
La razón de esta no necesidad de pronunciarse heterosexual, es porque se presupone lo somos todas y todos. A nosotras nos cuesta mucho explicitar nuestra identidad sexual, en primer lugar, porque estamos rompiendo con algo que se esperaba de nosotras. A nivel familiar, a nivel social y muchas sienten que ocasionarían daño a sus afectos, si lo hacen.
A su vez, para las que nos atrevemos a ser visibles, las sancionas morales, económicas y sociales se hacen sentir. También es grande el beneficio de la salud mental que otorga no tener que estar ocultándonos.
El primer closet del que todas las mujeres tenemos que salir como género, es dejar el espacio de lo privado para atrevernos a constituirnos activamente en actoras sociales, lo cual involucra intervenir, pensar o decidir sobre lo público, espacio que nos fue vedado en nuestra educación.
Los derechos de las lesbianas también son derechos humanos pero….
En el trabajo nos encontramos con situaciones en donde por ser visiblemente lesbianas no somos tenidas en cuenta al momento de asumir un lugar de representatividad, o sufrimos ridiculizaciones, burlas, aislamientos o acoso sexual.
Y quienes por miedo a poner en riesgo su espacio de trabajo, ocultan su identidad y sus vínculos, quedando sin asistencia ni cobertura social con las cuales otras relaciones cuentan.
Existe una discriminación social, a todo cuerpo que se anima a transgredir las normas de estética y que se reinventa, estos son denominados “cuerpos que hablan”… sobre aquello que algunas veces no se puede nombrar , lo que consideramos nuestra forma de decir, “el que quiera ver que vea”, estos son padecimientos subjetivos que erosionan la autoestima, y es difícil entrar en el mercado de trabajo sin ella.

La premisa de la heterosexualidad obligatoria característica del sistema educativo cumple la función de normativizar e invisibilizar cualquier orientación sexual alternativa se convierte en el primer acto de violencia simbólica al que estamos sometidxs .
Algunas lesbianas reciben a temprana edad tratos discriminatorios por no adaptarse a estereotipos de género por partes de su compañeros/as.
Más grave aún es la naturalización por parte de las autoridades educativas de este tipo de prácticas, y la falta de trabajo, en relación con la negación de los conflictos que la misma trae a las personas que padecen estos tratos humillantes.
Es importante destacar la posibilidad de tomar la Ley de Educación Sexual en las escuelas como espacio para la transformación de estos patrones culturales que niegan las diferencias, que invisibilizan y que discriminan, tratando de generar personas más saludables, que tengan la posibilidad de decidir sobre sus propios cuerpos y capaces de ser responsables en cuanto a la construcción de vínculos más democráticos e igualitarios.

La invisibilidad de las lesbianas en el sistema de salud por la premisa de la hetero – normatividad, deja algunas sin recibir asistencia y a otras expuestas a los prejuicios de los actores de la salud.
En los dispositivos de salud sexual y reproductiva, y en los kits de prevención no contamos con barreras de látex, que serian las recomendadas cuando se realizan prácticas sexuales orales.
Las lesbianas, que viven la maternidad como una necesidad existencial, sienten importante que el sistema de salud, contemple las prácticas de inseminación artificial.
Es el ocultamiento, la discriminación y la imposición cultural de la heterosexualidad como única opción de vida, lo que nos enferma, no nuestra orientación sexual.
Muchas de nosotras, tuvimos que salir de nuestras casas familiares a temprana edad, debido al rechazo familiar, o por la necesidad de independencia para vivir nuestras relaciones… Todo esto nos hace pensar que la realidad de las lesbianas, no es para todas iguales. Las más pobres, las que son de otra etnia, las que presentan alguna discapacidad, son las que menos oportunidades tienen.
Fruto de esta realidad vincular débil se observa en las pensiones de la ciudad , donde viven gran cantidad de lesbianas, aunque ellas no puedan decir que lo son, Y es sobre ellas, que también, se reproducen situaciones de violencia.
Observamos situaciones como estas diariamente al enteramos que a una chica otra compañera de pensión le tira agua hirviendo ante una discusión y la insulta, diciéndole “¡tortillera!”, presuponiendo su identidad sexual. Lo peor es que en esas situaciones, si la victima lo fuera se encuentra con el miedo de denunciar y dejar expuesta su realidad que teme la volvería a revictimizar.
Existen casos extremos de este tipo de violencia, donde el resultado es la muerte. Los cuales son llamados lesbicidios.
Ejemplo de estos es El lesbicidio de Natalia Gaitán, quien fuere victima de la violencia del padrastro de su novia, que la mata el 7 de marzo del 2010 en la ciudad de Córdoba, por el vínculo que esta tenía con su hijastra.
El pronunciamiento de su madre, que por primera vez en la historia, sale al espacio de lo público a reclamar justicia por la violencia patriarcal que sufrimos las lesbianas, hace que nosotras también desde acá, nos empoderemos y propongamos al estado municipal acciones para la superación de la discriminación….
Parte de estas acciones son las contempladas en la ORDENANZA MUNICIPAL - 8.746 - QUE DECLARA:
Artículo 1ro.- Establéese con carácter permanente el 7 de Marzo de cada año como “Día de lucha contra la lesbofobia”.
Art. 2do.- Encomiéndese al Departamento Ejecutivo Municipal a realizar campañas de difusión y sensibilización en todas las reparticiones municipales, tendiente a superar el criterio heteronormativo en las políticas públicas que invisibiliza y niega la existencia de otras identidades de género, considerando que refuerzan actitudes discriminatorias.
Art. 3ro.- Dispónese la realización de un mural, en lugar a definir por las áreas técnicas competentes, como parte de las actividades de concientización.

Por todo esto lxs esperamos:
7 de marzo del 2012
"Dia de acción y alerta a la lesbofobia" (Ordenanza Municipal 8746)- "En memoria al lesbicidio de Natalia Gaitan".
9 hs- Colegio de Psicologxs de Rosario- Manuel dorrego 423.

Organizan: Área de estudios de género del Colegio de Psicólogos y Las Safinas.

- Presentación del Corto "Decir lesbianas". “Producciones Las safinas”
- Panel debate "Políticas públicas para lesbianas, avances y desafíos" : Mariana Alonso-Noelia Casati- Activista Lésbica a confirmar.

18'30 Paseo de la Diversidad- Las Safinas.- actividad que cuenta con el apoyo del área de la Diversidad sexual
“Intervenciones Artísticas Teatrales "ALERTA LESBOFOBIA".
Actúan: -Las Magdalenas Rosario- Teatro de las Oprimidas – Obra foro" Pero no se ve, yo no se por que".
- Componía de Teatro Espontáneo La Manada.
Maria Eugenia Sarrias.
Las Safinas
Reflexión - Acción Lésbica
Rosario
Argentina
Web:
http://lassafinas.blogspot.com/
Añadir comentario
Añadir comentario
Bookmark and Share