Home, Asia, Europe, North America, Latin America and Caribbean, Oceania, Artículos, Mapa del sito
EN

ES
Principal / Secretariado Trans / United States / Articles / 5 cambios del manual de enfermedades mentales
Cargando el mapa ...

Colaboradores

ILGA Brussels - internship Christa Levko, ILGA Brussels - internship
anonymous contributorEscrito anónimamente. (Español)

Facebook

5 cambios del manual de enfermedades mentales

in UNITED STATES, 01/07/2013

Por Ashley Hayes (CNN) — La versión más reciente de la Biblia de la psiquiatría ya salió. La quinta edición del Manual diagnóstico y estadístico de trastornos mentales fue lanzada el pasado fin de semana en la reunión anual de la Asociación Estadounidense de Psiquiatría (APA), por sus siglas en inglés.

Su publicación marca “el fin de un viaje de más de una década en la revisión de los criterios para el diagnóstico y la clasificación de trastornos mentales”, dice la APA en el sitio web del DSM-5.

El manual establece los criterios que usan los profesionales de la salud mental para diagnosticar a pacientes, y es utilizado por aseguradoras, escuelas y otros responsables de cubrir y crear provisiones especiales para individuos con trastornos mentales o del desarrollo. La última vez que se actualizó fue en 1994.

Pero la nueva versión no llegó sin críticas, incluidas las de organizaciones importantes como el Instituto Nacional de Salud Mental de Estados Unidos (NMHI, por sus siglas en inglés).

El mes pasado, el NMHI indicó que lanzaría un proyecto para sentar las bases de un nuevo sistema de clasificación y que “reorientaría su investigación lejos de las categorías del DSM”.

Aquí hay cinco formas en las que los cambios del DSM pueden afectarte:

Ser transgénero ya no es un trastorno mental

El DSM-5 elimina el término “trastorno de identidad de género”, considerado como estigmatizador por los especialistas en salud mental y los activistas de la comunidad lésbico, gay, bisexual y transgénero (LGBT).

La nueva versión menciona la “disforia de género”, que enfoca la atención solo en quienes se sienten angustiados por su identidad de género.

“Creo que es un cambio significativo”, dijo a finales del año pasado Jack Drescher, integrante del grupo de la APA que recomendó el cambio. “Es clínicamente justificable, pero reduce la cantidad de estigma y daño que existía”, agregó.

Algunos activistas LGBT aplaudieron el cambio, mientras que otros cuestionaron si es suficiente.

La homosexualidad fue eliminada del DSM en 1973 y con ello cambió la perspectiva global al respecto.

Los atracones son un trastorno de la conducta alimentaria

Los atracones de comida son una nueva categoría de los trastornos de conducta alimentaria en el DSM-5.

Se definen como “episodios recurrentes de comer, en un periodo corto, significativamente más comida de lo que la mayoría de las personas comería bajo circunstancias similares, con episodios marcados por sentimientos de falta de control”.

De acuerdo con la APA, esta medida pretende “aumentar la concientización sobre las diferencias sustanciales entre los atracones como trastorno alimentario y el fenómeno común de comer de más”. Mientras que comer en exceso es un reto para muchas personas, explica la Asociación, los atracones recurrentes “son menos comunes, más severos y están asociados con problemas físicos y psicológicos”.

¿Duelo o depresión?

Antes, los especialistas no podían diagnosticar depresión en una persona sino hasta dos meses después de la muerte de un ser querido; se le llamaba “exclusión del duelo”

Pero la investigación mostró que, para algunas personas, el fallecimiento de alguien cercano puede precipitar una gran depresión, al igual que otros factores de estrés como perder un empleo, según la APA.

El “duelo es el único acontecimiento en la vida y factor de estrés excluido específicamente de los diagnósticos de depresión” en manuales previos, señala la organización.

La eliminación de la exclusión “ayuda a prevenir que se ignore una depresión grave y facilita la posibilidad de proveer un tratamiento apropiado, incluida la terapia u otras intervenciones”.

Beber hasta emborracharse puede llevar a un diagnóstico de alcoholismo

El nuevo manual elimina la distinción médica entre tener un problema con la bebida y el alcoholismo.

Algunos especialistas advierten que esto podría llevar a que los jóvenes que se emborrachan sean etiquetados erróneamente como alcohólicos, un diagnóstico que podría perseguirlos hasta la adultez.

Las ediciones anteriores del DSM incluían “abuso de alcohol” junto con la “dependencia”, que es más grave. Pero el DSM-5 considera al “trastorno del consumo de alcohol” como una sola condición.

Los cambios “reflejan la mejor ciencia en el campo y ofrecen una nueva claridad sobre cómo diagnosticar estos trastornos”, dijo el médico David Kupfer, director del grupo de trabajo del DSM-5, en un comunicado en febrero. Agregó que en las últimas dos décadas de investigación se ha registrado una explosión en el abuso y la adicción de sustancias.

El síndrome de Asperger se convierte en trastorno del espectro autista

La propuesta para agrupar el síndrome de Asperger y otras condiciones del desarrollo generó polémica y preocupaciones.

En 2010, cuando se propuso el cambio, la Asociación de Asperger de Nueva Inglaterra (en Estados Unidos), una organización sin fines de lucro con más de 3,000 miembros, escribió una carta a la APA en la cual enfatizaba que el síndrome debía permanecer separado.

Pero según el sitio web del DSM-5, “el diagnóstico revisado representa una forma nueva, más precisa, y médica y científicamente útil de diagnosticar a los individuos con trastornos relacionados con el autismo”.

El grupo de trabajo que recomendó el cambio dice que “un solo trastorno que englobe a todos mejorará los diagnósticos del trastorno del espectro autista sin limitar la sensibilidad de los criterios, o cambiar sustancialmente el número de niños que son diagnosticados”.

En un comunicado en su sitio web este martes, la Asociación de Asperger aseguró a sus miembros que “sin importar tu diagnóstico o etiqueta, todavía seremos un lugar de reunión donde los miembros de la comunidad con síndrome de Asperger puedan conectarse entre sí”.

Elizabeth Landeau, Miriam Falco, Moni Basu y el experto en salud mental Charles Raison, contribuyeron con este reporte.

Bookmark and Share