Home, Asia, Europe, North America, Latin America and Caribbean, Oceania, Artículos, Mapa del sito


ES
Principal / Latino América Y El Caribe / Paraguay / Articles / Senador paraguayo quiere trabajar con Somosgay para permitir unión civil
Cargando el mapa ...

Colaboradores

ILGA-LAC ILGA-LAC

Facebook

Este artículo ha sido señalado para su traducción. Esto quiere decir que un moderador lo ha leído y considera que es de alto interés y relevancia para la entera comunidad LGBTI. ¡Por favor, da un paso adelante y aporta traducciones en otros idiomas!
Senador paraguayo quiere trabajar con Somosgay para permitir unión civil

in PARAGUAY, 26/05/2010

El senador liberal Alfredo Jaeggli, mediante posteos en su Twitter, manifestó que apoya y está abierto a trabajar de manera conjunta con la organización Somosgay para permitir la unión civil de homosexuales en nuestro país.

Según explicó Simón Cazal, el apoyo del parlamentario brinda nuevas esperanzas con respecto a la posibilidad de la unión de gays. “Estamos por buen camino, pero con el apoyo de Jaeggli esperamos acelerar las cosas”, manifestó Cazal, quien desde este mes está trabajando para lograr la reforma del Código Civil.

Indicó que Jaeggli incluso planteó a través de la citada red social, presentar él el proyecto. “Doy mi voto favorable por la unión civil y la adopción de niños por parte de los homosexuales”, posteó el senador en la mañana del lunes, mientras un grupo de este colectivo se besaba frente a la sede parlamentaria.

Ayer, también manifestó mediante su cuenta en Twitter que “estoy abierto a trabajar por un proyecto de ley para lograr una unión civil de personas del mismo género”.

Las manifestaciones del senador fueron muy bien acogidas por la colectividad homosexual del país.

Cazal manifestó que las 37 leyes que son negadas a los homosexuales la mayoría derivan directamente de la imposibilidad a contraer matrimonio, ya que sin que la unión sea reconocida son varios los derechos negados.

Según explicó Cazal en su momento y mediante una nota remitida al presidente del Congreso Nacional, Miguel Carrizosa, nuestro país es la única a nivel Mercosur en donde no existen leyes que garanticen la no discriminación contra este grupo. “Nos excluyen directamente de 37 derechos establecidos por ley que se nos son negados por que somos homosexuales”, manifestó en este sentido el director ejecutivo y presidente de la organización.

Agregó, que la discriminación en el Paraguay aún no ha sufrido grandes avances, pero que se está trabajando constantemente para lograr una mejor calidad de vida para el colectivo de lesbianas, gays, bisexuales y trans (LGBT).

Cazal citó entre las principales leyes que se les son negados, en primer lugar el matrimonio y la unión estable, recayendo esto en la imposibilidad de llevar el apellido de la pareja. Deriva de esto además, que no pueden inscribir a su compañero como dependiente en servicios públicos ni en servicios de salud y tampoco pueden participar de programas del Estado relacionados con la familia entre otras (ver infografía).

Día del Orgullo Gay

Cazal anunció por otro lado, que nuevamente para el 28 de junio, la organización Somosgay prepara un gran festival y desfile por las calles de Asunción, con el fin de recordar el día del Orgullo Gay. Durante este día y en el mundo entero, se realiza una serie de eventos que el colectivo homosexual celebra de forma pública para instar por la tolerancia y la igualdad. Tal fiesta tiene lugar el 28 de junio, pero es común desplazarlas al primer sábado anterior o posterior al 28 de junio, fecha en que se conmemoran los disturbios de Stonewall (Nueva York, EEUU) de 1969, que marcan el inicio del movimiento de liberación homosexual.

Apoyo

La Asociación de Libertarios del Paraguay (Alpa), mediante un comunicado, se manifestó en contra de la discriminación a homosexuales y transexuales. Mediante el documento, Alpa exigió al Estado, en el “Día internacional contra la homofobia y transfobia”, que acabe con la política de discriminación hacia las personas que optaron y tienen distinta condición sexual. Solicitan que el Gobierno termine con la discriminación negativa, como las persecuciones por parte de las fuerzas de seguridad e incluso dentro de ellas. “En el año 2010, 76 países del mundo consideran a la homosexualidad como ilegal, y, en siete naciones, la práctica homosexual es castigada con la pena de muerte”, manifiesta el documento. Piden además, a los tres poderes del Estado, poner punto final a la discriminación positiva, al contratar a personas de orientación sexual diferentes sin confirmar las actitudes intelectuales con que cuenta para ejercer un cargo.


 

Bookmark and Share